PINJAS

En esta parashá vemos que el pueblo de Israel se dirige a la Tierra de Israel, para emprender la conquista, para ello tiene que ir atravesando diferentes naciones.

Estas naciones no quieren dejarle paso libre, sino que salen a luchar contra Israel.

D-s le dice a Moshé que se prepare para luchar contra Midián, sin embargo Moshé encomienda esta misión a Pinjás.

Si D-s le ordenó a Moshé ¿Por qué Moshé se lo traslada a Pinjás?

Tal como vemos en Bemidbar 31-6: “ Y los envió Moshé…..y a Pinjás Ben Elazar”.

Siendo que Moshé vivió durante cuarenta años en Midián, y esta nación le acogió en el momento que huía de Egipto, allí se casó con Tziporá y tuvo hijos. No era digno que él luchara y organizara la guerra contra Midián.

De aquí aprendemos un mensaje muy importante, el reconocimiento del bien. El Talmud en el Tratado de Baba Batra escribe “… Del pozo que bebiste, no arrojes sobre él piedras…”

Observamos como en varias ocasiones se repite este concepto en la Torá.

Así por ejemplo, cuando el pueblo de Israel estaba esclavo en Egipto, y Moshé va a dialogar con el Faraón para que los deje salir, después de la negativa de este, comienzan las diez plagas. D-s le dice a Moshé que Aaron golpee el río Nilo para convertirlo en sangre, Rashí pregunta ¿Por qué Aaron y no Moshé?

Siendo que Moshé cuando era un bebé fue depositado por Miriam en el río, y este lo llevó hasta las manos de Batya, hija del Faraón, por lo cual fue salvado, no sería digno que el río fuera convertido por Moshé en sangre.

De la misma forma, no es correcto que Moshé emprenda la guerra contra el país que le otorgó refugio.

La cualidad del reconocimiento del bien nos conecta a D-s. “…Si Moshé no puede golpear el río porque le salvó la vida, cuanto más si D-s nos dio la vida y un alma eterna, que le tenemos que agradecer infinitamente…”.

El Rav. Bejaye Ibn Pakudá, uno de los grandes filósofos españoles del siglo XIII en su libro “Los Deberes del Corazón” escribe que “…la esencia de todo el trabajo espiritual es desarrollar el reconocimiento del bien, porque es la cualidad que nos conecta a D-s…”.

En el momento que reconocemos que todo lo que tenemos es del Creador, esto nos debe llevar a amar a D-s, y a generar una relación de unión a Él.

Si una persona nos ha beneficiado, en el momento que nos pida algo, rápidamente querremos complacerle, pero no es porque nos sentimos deudores, sino porque queremos ayudarle.

Esa es la relación de amor que el hombre tendría que tener con D-s, y esto es lo que nos enseña Moshé cuando le pide a Pinjás que dirija la guerra contra Midián, en su lugar.


6 vistas

Entradas Recientes

Ver todo

EKEV

VAETJANAN

DEVARIM